lunes, 8 de agosto de 2016

Pura vida, la aventura.



Escribí esto recordando el sabor de Costa Rica, hace un momento respalde las fotos del viaje y recordaba aquellos momentos que nunca se deberían olvidar, por suerte existe esa evidencia gráfica y los amigos que sin duda se van a encargar de nunca olvidemos (hacer patria,  pecho en pelo y las distintas evidencias al dormir).

Costa Rica, es puro verde (además de pura vida), es tan pequeño que se puede recorrer muy fácilmente el territorio tico y puedes estar en el mar de tu elección.
Les comparto los sabores y aventuras de estar en tierra tica:

Taxis: en Costa rica puedes encontrar taxis: naranja, rojo y Uber.
El naranja, sólo en el aeropuerto, me decía el chofer que me llevó que son menos de 100 taxis naranjas y que todos son de la misma compañía por lo que es más sencillo rastrear algún objeto extraviado o un mal servicio. Eso sí, el costo es mucho muy elevado.
El servicio que brindan es muy bueno, al menos el chofer, me platico lo más relevante de Costa Rica, me explico las cervezas locales y sobretodo me explico/enseñó cómo pagar con colones. 

Moneda: la moneda se llama Colon costarricenses, el tipo de cambio varia un poco, en el aeropuerto de México solo en una casa de cambio encontré CCR, lo que pueden hacer si son igual de prevenidos (un tanto neuróticos) es cambiar a dólares y al llegar al aeropuerto Juan Santamarina al esperar su equipaje una oficina de divisas los esperara.
Las monedas son de 5, 10, 25, 50, 100 y 500 colones. Los billetes de 1000, 2000, 5000, 10,000 colones (también existe de 20,000 y 50,000 colones pero esos no los conocí).
Nos explicaron que 1000 colones es igual a casi 2 dólares.
Para ahorrar en ciertos productos, pueden visitar los super y comprar agua embotellada que sale como en 800 colones.


Comida: la base de la alimentación pollo, arroz y frijol negro (más pequeño que el mexicano), lo que no pueden dejar de probar es el Gallo pinto, yo lo desayune todos los días, un casado, el Chifrijo (en los bares lo van a encontrar), y si están en San José vayan a la “Ventanita Meraki” (pidan un choripan o un katos, acompáñelo de un refresco artesanal) o a “Casa Salamandra” (hamburguesas enormes y pidan unas papas camote, son maravillosas, y claro deben de probar su cerveza artesanal preparada ahí mismo, si sonríen les dan el tour).
También incluían el plátano frito, algo que en verdad me desagrada, pero en Alajuelita lo probé y me gusto, era algo así como frito pero suave y dulce.
Algo que deben de probar son las patí (empanadas), en varias de las paradas de buses (sobre todo si andan en Limón) o en las sodas (lo que sería en México una cocina económica) las patí (a diferencia de las mexicanas que las hacen de hojaldre) de masa amarilla muy delgada rellenas de pollo o carne, son muy ricas y si las piden calientes saben mucho mejor.
En Costa Rica sí vi tortillas, de hecho se acompañan con el casado, pero pequeñas y blancas y eso sí, muchas panaderías.     

Museos: soy amante de los museos y me gusta incluirlos dentro de mi guía de turismo, la ventaja es que todo está cerca o enfrente uno del otro, entonces recorrerlos es muy rápido y práctico.

San José: la capital de Costa Rica es San José, a donde veas desde la capital estarás rodeada de montañas, verde y más verde. Mi problema como mexicana es que creemos que toda capital debe ser “colonial” e histórica, pues San José tiene muy pocos edificios coloniales, la clásica foto en el Edificio de Correos, o en el Teatro Nacional, un amigo Tico nos explicó que: "Las construcciones antiguas fueron derribadas por deterioro después de tantos temblores y terremotos. Además, porque muchos las tiraron antes de que la Ley de Patrimonio Nacional las afectara.."

Playas: definitivamente deben de ir, toman un bus y este los lleva, y pueden escoger la que gusten a distancias variadas, desde 2 a 5hrs de la capital. 
Algo que no visite fue los Volcanes, pero es muy engañoso porque puedes subir y si el clima es malo, no se va a ver nada.

Transporte: dentro de San José y para moverse a las demás municipalidades tienes varias opciones: taxi rojo, uber o el bus. Yo use los tres.
El taxi rojo puede ser con taxímetro o a ojo del chofer, es decir lo que él quiera cobrar.
Definitivamente el Uber, es mucho más barato que el taxi rojo.
Existen diferentes salidas de buses dependiendo a donde vayas, los buses que tomamos para ir a Cartago o Valle Orosi nos salieron entre 400 y 600 colones y pagábamos al bajar del bus.
El que nos llevó a Puerto Viejo, Limón, en 5000 colones (de preferencia compren e boleto de regreso antes, se llenan).

Calles y ubicación: antes de llegar a Costa Rica ya me habían advertido que es parte de la aventura que el taxista se pierda o que las indicaciones sean “dos calles en el edificio amarillo a la derecha”, pues dicho y hecho, mi taxi naranja se perdió y me llevo a otro hostal, lo mismo me paso con los taxis rojos, con los uber no tuve ese problema por que contaba con gps.
Las calles tienen nombre de números y si lees el domicilio es algo así como “Avenida 6 cale 21/25”. Al pedir referencias todos me decían “camine 100 metros, luego a la derecha baja 400 metros y en la esquina sube otros 200 metros”, hasta después entendí que cada 100 metros era igual a una cuadra (eso espero).

Recuerdos: al ser lugar turístico van a encontrar de todo, la verdad eviten la tentación de llevar playeras o llaveros. Yo lleve:
Estampita de la virgen de los Ángeles, patrona de Costa Rica.
Café, es muy bueno, existe la marca comercial, no la compren, visite Valle Orosi que es un valle cafetalero y tiene café muy bueno.
Bolitas de Chocolate con relleno de grano de café.
Cerveza imperial.
Dulces o chocolates hechos en Costa Rica, esos los encuentran en el super.
Carreta, es un símbolo de Costa Rica y van a encontrar de todos tamaños.
Monedas, todas las monedas de 5, 10 o 25 colones son un buen suvenir.


Fiesta: sí quieren fiesta, se acaba temprano, por donde nos quedamos había una zona de bares, pues entre 12 y 1am los lugares cerraban, en varias ocasiones fuimos los últimos en salir.
Uno de los choferes de Uber me contaba que es más común llevar la fiesta a casa de un amigo.

Cervezas: la cerveza tradicional por excelencia es la Imperial, luego sigue la Pilsen.
Tengo que ser sincera, no me gustaron, será que prefiero la cerveza oscura, pero ambas me sabían dulces, la Imperia es rubia y se me hizo muy ligera y dulce, la Pilsen es un poco más fuerte.
No olviden despegar algunas etiquetas para el recuerdo.
En Casa Salamandra, probé algunas cervezas artesanales muy buenas, me gusto El colibrí.

Hospedaje: Algo económico (11 y 15 dólares la noche) para dormir son los hostales, existen muchos y vi muchísimos, sin duda la experiencia hostal es nueva para mí, pero puedo aconsejar: llevar toalla, candado para la maleta, no dejar nada de valor y chanclas (patas de gallo) para la regadera.

Ticos: hágase amigo de un tico, sin duda es gente muy buena, agradable y amable.
Un amigo Tico nos explicó la historia y datos curiosos de Costa Rica, fue increíble, desde el “salacuartazo”, no dejar propina porque la propina viene incluido en el servicio, la historia del tren y el alcalde, e infinidad de historias.
Es gente que ayuda, cuando llegamos a Puerto Viejo  nos dimos cuenta que no había taxis y no llegaban los uber, por lo que unos señores de la zona se ofrecieron a trasladarnos y nos pasaron sus números para marcarles y que fueran por nosotros cuando tuviéramos que regresar a la central, y nos cobraron 1000 colones por persona (muy económico considerando que si estaba lejos a dónde íbamos).
Y cuando pedíamos orientación de dónde tomar cierto bus, nunca no la negaron, de hecho nos dieron consejos de dónde y que café tomar.

Sin duda espero algún día volver a Costa Rica y visitar lo que me quedo pendiente, por el momento atesoro los buenos momentos y las experiencias de una aventura más.

PD. no pierda la oportunidad de un amor de verano, dicen por ahí que lo que pasa en Costa Rica se queda en Costa Rica.


No hay comentarios:

Publicar un comentario


Gracias por comentar
#BlogAngie

Escríbeme a

Lo que más nos ha gustado

Analytics